biblioteca virtual en salud

BVS - Literatura Cientifica y Técnica

 

Historico de búsqueda  ()

Su selección  ()

Collapse All  Ocultar
Expand All  Mostrar
Tipo
Texto completo (283)
Idioma
Año
Resultados  1-10 de 710
Enviar resultado
adicionar en sua lista
1.

El pensamiento de Fidel Castro, la universidad y el desarrollo sostenible/ The thought of Fidel Castro, the university and sustainable development

Vela Valdés, Juan
| Idioma(s): Español
En febrero se efectuó el 11 Congreso Internacional de Educación Superior Universidad 2018 bajo el lema La Universidad y la Agenda 2030 de Naciones Unidas para el Desarrollo Sostenible en el centenario de la Reforma de Córdova. Esta Agenda comprende 17 Objetivos de Desarrollo Sostenible y 169 metas y pretende retomar los Objetivos de Desarrollo del Milenio y lograr lo que con ellos no se consiguió. Cuba cumplió en el 2015 los Objetos de Desarrollo del Milenio y nuestro Gobierno suscribió los Objetivos de Desarrollo Sostenible que comenzaron su ejecución el 1 de enero de 2016 y guiará muchas de nuestras acciones en los próximos 15 años. En la sesión final del evento de universidades se desarrolló un Panel sobre el pensamiento de Fidel Castro, la universidad y el desarrollo sostenible. El Objetivo número 3 se denomina Garantizar una vida sana y promover el bienestar para todos en todas las edades y comprende 13 metas. Por problemas de espacio solo comentaré algunas metas del Objetivo de Desarrollo Sostenible 3 para el 2030 por su trascendencia y las agruparemos según programas y lo compararemos con lo logrado en Cuba. Utilizaré para ello la información estadística preliminar de 2017 del Ministerio de Salud Pública. Las metas que corresponden al Programa Materno-Infantil del Objetivo establecen que se debe lograr para el 2030 una reducción de la tasa de mortalidad materna a menos de 70 por 100 000 n.v., reducción de la tasa mortalidad neonatal a menos de 12 x 1 000 n.v. y reducción de la tasa de mortalidad en menores 5 años a menos de 25x1 000 n.v. Cuba ya cumplió estas metas en el 2017 al obtener una tasa de mortalidad materna de 38,3 x100 000 n.v., de mortalidad neonatal de 2.1 x 1000 n.v. y de menores de 5 años de 5,4 por 1000 n.v. A esto se añade que la tasa de mortalidad infantil, por décimo año consecutivo cierra con una cifra por debajo de 5, en esta ocasión con 4 x 1 000 n.v., la más baja de la historia del país. El Comandante en Jefe Fidel Castro Ruz fue un abanderado de este programa que ha sido uno de los más exitosos y al cual le daba un especial seguimiento, tanto en la formación de los recursos humanos como en la introducción de nuevos procedimientos y tecnologías que permitiera cada día mejorar los resultados. En la inauguración del Hospital Pediátrico Juan Manuel Márquez, en La Habana, el 30 de noviembre de 1989, hace casi 30 años, expresó lo siguiente: Tenemos la convicción de que podemos bajar la mortalidad infantil a 10, por cuatro cosas nuevas. Primero, la genética prenatal y la detección precoz de malformaciones incompatibles con la vida. Segundo los cuidados intensivos peri natales y los servicios de Neonatología. Tercero la cirugía cardiovascular infantil, institución que se inauguró hace tres años, que ha operado 1 400 casos de niños pequeños, incluyendo prematuros y cuarto el médico de familia. Donde quiera que están los médicos de familia la mortalidad infantil está por debajo de 10. Analizaré las metas relativas a lograr la disminución de las enfermedades trasmisibles y no trasmisibles. En 2016 la esperanza de vida al nacer alcanzó los 78,4 años; 76,5 para los hombres y 80,4 para las mujeres. Fidel fue un impulsor de todo lo que significaba disminuir los factores de riesgo de las enfermedades crónicas no trasmisibles. Fue una de las razones por la que impulsó con mucha fuerza el programa del médico de la familia y la especialidad de Medicina General Integral. Estaba convencido que el mejoramiento de la salud de la población cubana, ya envejecida, no se lograba al construir más hospitales, sino mediante la construcción y perfeccionamiento de un sistema de atención primaria que promoviera estilos de vida saludables y previniera las enfermedades, daños y riesgos, cuyos ejes fundamentales eran los consultorios de los médicos y enfermeras de la familia y los policlínicos docentes. Ellos son la base de los programas de Atención al Adulto Mayor, al Programa Materno Infantil, Genética Clínica, Prevención y Diagnóstico oportuno del Cáncer, Diabetes, Asma, Sedentarismo, Obesidad y otros. El perfil epidemiológico del país ha cambiado y hoy las enfermedades no trasmisibles representan alrededor del 80 por ciento del total de muertes, con predominio de las enfermedades del corazón, los tumores malignos, las enfermedades cerebrovasculares, la influenza y neumonía; todas estas estrechamente relacionadas con el envejecimiento de la población donde el 19,8 por ciento alcanza más de 60 años de edad. Se eleva de forma considerable la prevalencia de diabetes mellitus y de hipertensión arterial. En el VII Congreso de la Asociación Nacional de Agricultores Pequeños (ANAP) el 17 de mayo de 1987 el cro. Fidel Castro expresó lo siguiente: Con nuestros programas de salud, que incluyen el trabajo del médico de la familia, con la dispensarización de toda la población, con la atención especial a todos los casos -respiratorios, cardíacos, etcétera-, con la elevación de su experiencia como especialistas generales integrales, los programas de lucha contra el sedentarismo, contra la obesidad, contra la fuma, las esperanzas de vida se elevarán considerablemente. La mortalidad por enfermedades infecciosas y parasitarias ha ido descendiendo hasta menos del 1 % del total de defunciones. El Programa Nacional de Inmunización, gratuito, protege contra 13 enfermedades. Están eliminadas: la poliomielitis, la difteria, el sarampión, la tos ferina, la rubéola y parotiditis, el tétanos neonatal, la meningitis tuberculosa en el menor de 1 año, el síndrome de rubéola congénita y la meningoencefalitis posterior a la parotiditis. Dejaron de constituir un problema de salud el tétanos y la meningitis por H. influenzae tipo B. Deseo comentar la meta 3.8 que reza textualmente: Lograr la cobertura sanitaria universal, en particular la protección contra los riesgos financieros, el acceso a servicios de salud de calidad es esencial y el acceso a medicamentos y vacunas seguros, eficaces, asequibles y de calidad para todos. El acceso y cobertura de salud se brinda gratuitamente al 100 por ciento de la población a través de una red compuesta por 451 policlínicos, 10 782 consultorios del médico y la enfermera de la familia, 150 hospitales y 12 institutos de investigación. Existen además 112 salas de terapia intensiva, 26 bancos de sangre, 29 hogares de impedidos físicos. Asimismo, se brinda atención en 111 clínicas estomatológicas, 131 hogares de ancianos, 276 casas de abuelos y 131 hogares maternos. Reconozco que los indicadores de salud que hoy muestra Cuba no solo están condicionados por la actuación de los profesionales de la salud y de otras especialidades, ni inclusive solo por la labor del sector de la salud en su conjunto. Ello constituye un elemento importante del proceso salubrista. En el estado de salud de la población incide no solo el Sistema Nacional de Salud, sino todo el accionar conjunto de la sociedad, de sus leyes y valores y del total de sus fuerzas, ya que la salud es un producto social. El bienestar va interrelacionado también por otros Objetivos de Desarrollo Sostenible de erradicar la pobreza, el hambre, desarrollar la educación, una alimentación adecuada, disponer de vivienda, agua potable, saneamiento, empleo digno, y otros que se interrelacionan con el Objetivo 3 y mediante la intersectorialidad se incide en ellos. Es interesante resaltar como la implementación de muchos de los Lineamientos de la Política Económica y Social del Partido y la Revolución aprobados en el VII Congreso del Partido Comunista de Cuba y en la Asamblea Nacional del Poder Popular apoyan el cumplimiento de los Objetivos y Metas de la Agenda 2030. Estoy convencido que las cifras presentadas en estas líneas referente al Objetivo 3 son perfectibles y debemos alcanzar estadíos superiores en nuestro sistema de salud, que es referencia para todos los países. La cooperación internacional es necesaria. El acompañamiento de la Organización Mundial de la Salud (OMS) y de la Organización Panamericana de la Salud (OPS) es de gran valor. Pero al igual que se cumplieron los Objetivos del Milenio, estoy convencido que Cuba cumplirá los 17 Objetivos de Desarrollo Sostenible y las 169 metas de la Agenda de Naciones Unidas para el 2030. Finalizo con un mensaje de Fidel, con un valor perdurable: El camino siempre será difícil y requerirá el esfuerzo inteligente de todos […] Ser tan prudente en el éxito como firme en la adversidad es un principio que no puede olvidarse. [ ] No me despido de ustedes, deseo solo combatir como un soldado de las ideas. Fidel Castro Ruz La Habana, 18 de febrero de 2008
adicionar en sua lista
2.

Atención a la salud maternoinfantil en Cuba: logros y desafíos

Santana Espinosa, María Cecilia; Esquivel Lauzurique, Mercedes; Herrera Alcázar, Violeta Regla; Castro Pacheco, Berta Lidia; Machado Lubián, María del Carmen; Cintra Cala, Duniesky; Álvarez Fumero, Roberto Tomás; Marcheco Teruel, Beatriz
| Idioma(s): Español
[RESUMEN]. En Cuba, la atención a la salud maternoinfantil se sustenta en la prioridad que le otorga el Estado, la ejecución del Programa Nacional de Atención Materno Infantil y la garantía de acceso equitativo a los servicios de salud. Este artículo describe la experiencia cubana en este campo, así como sus principales logros, desafíos y lecciones aprendidas. Entre los resultados más relevantes hasta el 2015 se encuentran la reducción de la mortalidad infantil y del menor de 5 años a 4,3 y 5,7 fallecidos por 1 000 nacidos vivos, respectivamente; supervivencia a los 5 años de 99,4%; más de 10 controles prenatales por parto; 5,3% de peso bajo al nacer; 99,9% de partos institucionales; y ser el primer país en validar la eliminación de la transmisión vertical del VIH y la sífilis congénita. Los principales desafíos son aumentar la tasa de lactancia materna exclusiva; reducir la anemia por déficit de hierro en niños y gestantes y el sobrepeso infantil; prevenir los accidentes; y reducir la mortalidad materna, la tasa de fecundidad en las adolescentes y el aborto voluntario. Entre las lecciones aprendidas se destacan la prioridad que el Estado otorga a la salud, la conducción programática de la atención maternoinfantil, la garantía de cobertura universal, la recolección sistemática de información para la toma de decisiones, la integración de los sectores y la participación social en la salud. Sostener y mejorar los resultados alcanzados contribuirá al cumplimiento de la Agenda de Desarrollo Sostenible para el 2030. [ABSTRACT]. In Cuba, maternal and child health care is based on the priority granted by the State, the implementation of the National Maternal and Child Health Program and the guarantee of equitable access to health services. This article describes the Cuban experience in this field, as well as its main achievements, challenges, and lessons learned. Among the most relevant results up to 2015 are the reduction of infant mortality rate and under-five mortality rate to 4.3 and 5.7 deaths per 1 000 live births, respectively; 5-year survival of 99.4%; more than 10 prenatal check-ups per delivery; 5.3% of low birth weight; 99.9% of institutional births; and being the first country to validate the elimination of mother-to-child transmission of HIV/AIDS and congenital syphilis. The main challenges are to increase the rate of exclusive breastfeeding; to reduce anemia due to iron deficiency in children and pregnant women; to reduce overweight in children; to prevent accidents; and to reduce maternal mortality, adolescent fertility rate, and voluntary abortion. Among the lessons learned are the priority given by the State to health, the programmatic management of maternal and child care, the guarantee of universal coverage, the systematic collection of information for decision-making, the integration of sectors and social participation in health. Sustaining and improving the results achieved will contribute to the fulfillment of the Sustainable Development Agenda for 2030. [RESUMO]. Em Cuba, os cuidados de saúde materno-infantil baseiam-se na prioridade concedida pelo Estado, na implementação do Programa Nacional de Saúde Materno-Infantil e na garantia de acesso equitativo aos serviços de saúde. Este artigo descreve a experiência cubana neste campo, bem como as principais conquistas, desafios e lições aprendidas. Entre os resultados mais relevantes até 2015 estão a redução da mortalidade infantil e mortalidade em menores de 5 anos para 4,3 e 5,7 mortes por 1 000 nascidos vivos, respectivamente; sobrevivência a 5 anos de 99,4%; mais de 10 exames pré-natal por nascimento; 5,3% do baixo peso ao nascer; 99,9% dos partos institucionais; e seja o primeiro país a validar a eliminação da transmissão materno-infantil de HIV/AIDS e sífilis congênita. Os principais desafios são aumentar a taxa de aleitamento materno exclusivo; reduzir a anemia devido a deficiência de ferro em crianças e mulheres grávidas e reduzir o excesso de peso infantil; prevenir acidentes; e reduzir a mortalidade materna, taxa de fertilidade adolescente e aborto voluntário. Entre as lições aprendidas estão a prioridade dada pelo Estado à saúde, a gestão programática dos cuidados materno e infantil, a garantia de cobertura universal, a coleta sistemática de informações para a tomada de decisões, a integração de setores e a participação social em saúde. Sustentar e melhorar os resultados obtidos contribuirá para o cumprimento da Agenda de Desenvolvimento Sustentável para 2030.
adicionar en sua lista
3.

El sector de la salud frente a los desastres y el cambio climático en Cuba

Mesa Ridel, Guillermo; González García, Joel; Reyes Fernández, María Cristina; Cintra Cala, Duniesky; Ferreiro Rodríguez, Yudix; Betancourt Lavastida, José Ernesto
| Idioma(s): Español
[RESUMEN]. Por su impacto sobre la salud humana y su capacidad para generar daños, los desastres son uno de los problemas globales que más preocupan a la comunidad internacional. Sin embargo, y pese a los esfuerzos realizados por numerosos sistemas de salud, aún no se ofrece la atención necesaria a la reducción de vulnerabilidades y la falta de estrategias que eviten o minimicen los riesgos. Por estar ubicada Cuba en una zona de peligro permanente de desastres, su sector de la salud ha logrado acumular una notable experiencia en cuanto a la gestión correctiva de los riesgos y el aseguramiento de escenarios futuros menos riesgosos, con la activa participación de la comunidad y un proceso planificado y organizado para enfrentar el impacto del cambio climático. En este trabajo se resumen algunas de estas experiencias y se describen los peligros, las vulnerabilidades y los riesgos de desastres en Cuba, su Sistema de Defensa Civil, y la planificación y la organización en el sector de la salud para la reducción de desastres, así como los principales efectos y desafíos del cambio climático en el sistema de salud. Las lecciones aprendidas y las buenas prácticas ratifican el papel determinante de los recursos humanos para reducir las vulnerabilidades; el mayor desafío es evitar o minimizar los riesgos, avanzar en la investigación y la preparación de los profesionales ante el cambio climático, y optimizar la organización de los sistemas y los servicios de salud del país. [ABSTRACT]. Due to its impact on human health and its capacity to cause damage, disasters are one of the global problems that most concern the international community. However, and in spite of the efforts made by many health systems, the reduction of vulnerabilities and the lack of strategies to avoid or minimize risks have not received enough attention yet. As Cuba is located in an area of permanent danger of disasters, its health sector has accumulated considerable experience in the management of risks and in the assurance of less risky future scenarios, with active participation of the community and a planned and organized process to address the impact of climate change. This paper summarizes some of these experiences and describes the dangers, vulnerabilities, and risks of disasters in Cuba, its Civil Defense System, and planning and organization in the health sector for disaster reduction, as well as the main effects and challenges of climate change in the health system. Lessons learned and good practices support the key role of human resources to reduce vulnerabilities; the greatest challenges are to avoid or minimize risks, to advance research, to train professionals for climate change, and to optimize the organization of health systems and services in the country. [RESUMO]. Devido ao seu impacto na saúde humana e na sua capacidade de causar danos, os desastres são um dos problemas globais mais preocupantes para a comunidade internacional. No entanto, e apesar dos esforços feitos por numerosos sistemas de saúde, a atenção necessária ainda não foi oferecida para a redução de vulnerabilidades e a falta de estratégias que evitem ou minimizem os riscos. Como Cuba está localizada em uma área de permanente perigo de desastres, seu setor de saúde acumulou uma experiência considerável no gerenciamento de riscos e na garantia de cenários futuros menos arriscados, com a participação ativa da comunidade e um processo planejado e organizado para enfrentar o impacto das mudanças climáticas. Este artigo resume algumas dessas experiências e descreve os perigos, vulnerabilidades e riscos de desastres em Cuba, seu Sistema de Defesa Civil e planejamento e organização no setor da saúde para a redução de desastres, bem como os principais efeitos e desafios das mudanças climáticas no sistema de saúde. As lições aprendidas e as boas práticas ratificam o papel determinante dos recursos humanos para reduzir vulnerabilidades; o maior desafio é evitar ou minimizar riscos, avançar pesquisa, preparar profissionais para mudanças climáticas e otimizar a organização de sistemas e serviços de saúde no país.
adicionar en sua lista
4.

Enfoques, evolución y afrontamiento del envejecimiento demográfico en Cuba

Bayarre Vea, Héctor Demetrio; Álvarez Lauzarique, María Esther; Pérez Piñero, Julia Silvia; Almenares Rodríguez, Kenia; Rodríguez Cabrera, Aida; Pría Barros, María del Carmen; Rodríguez Rivera, Lilliams; Fernández Seco, Alberto; Corral Martín, Ariadna
| Idioma(s): Español
[RESUMEN]. El envejecimiento demográfico en Cuba ha provocado cambios considerables en la mortalidad y la morbilidad; su tendencia creciente y alta velocidad comprometen la atención de la persona mayor, de ahí que sea un desafío para la salud pública. Este artículo, que abarca el período 1950-2015, tiene como finalidad exponer la situación de este fenómeno poblacional desde una visión positiva, según tres aspectos: el envejecimiento como logro, desafío y oportunidad de desarrollo; las transiciones demográfica y epidemiológica; y las políticas y estrategias para afrontarlo. La tasa general de fecundidad ha descendido desde 4,01 hasta 1,45, y la esperanza de vida al nacer y la esperanza de vida a la tercera edad se han incrementado desde 59,40 hasta 78,45 años y desde 16,04 hasta 22,58, respectivamente. La proporción de personas de 60 años o más en Cuba asciende a 19,8%. El cuadro de morbilidad y mortalidad ha cambiado de las enfermedades infectocontagiosas a las no transmisibles. El envejecimiento en Cuba se ha producido por la reducción sostenida de la fecundidad, la mortalidad y un saldo migratorio negativo. Se discute el reto que significa la dependencia de la persona mayor y la necesidad de cuidados que requiere. Además del logro y la oportunidad de desarrollo que representa este indicador demográfico, el envejecimiento poblacional constituye un desafío para el desarrollo y la salud pública, para el que se han establecido políticas y estrategias integrales e intersectoriales encaminadas a mitigar sus efectos negativos. [ABSTRACT]. The demographic aging in Cuba has caused considerable changes in mortality and morbidity; its growing trend and high speed affect the attention of the elderly, posing a challenge to public health. This article focuses on years 1950-2015, and aims to present the situation of this population phenomenon from a positive view, according to three aspects: aging as an achievement, challenge and development opportunity; demographic and epidemiological transitions; and policies and strategies to address aging. The general fertility rate has decreased from 4.01 to 1.45, and the life expectancy at birth and the life expectancy at third age have increased from 59.40 to 78.45 years and from 16.04 to 22.58, respectively. The proportion of people aged 60 and over in Cuba amounts to 19.8%. Causes of morbidity and mortality have changed from infectious diseases to non-communicable diseases. In Cuba, aging is the result of a sustained reduction in fertility and mortality, and a negative migratory balance. The challenge of the dependency of the elderly person and the need for care is discussed. Although this demographic indicator represents an achievement and a development opportunity, population aging poses a challenge for development and public health, for which comprehensive and cross-sectional policies and strategies aimed at mitigating its negative effects have been established. [RESUMO]. O envelhecimento demográfico em Cuba causou mudanças consideráveis na mortalidade e morbidade; sua crescente tendência e alta velocidade comprometem a atenção dos idosos, portanto, é um desafio para a saúde pública. Este artigo, que abrange o período 1950-2015, visa expor a situação deste fenômeno da população de uma visão positiva, de acordo com três aspectos: o envelhecimento como realização, desafio e oportunidade de desenvolvimento; transições demográficas e epidemiológicas; e as políticas e estratégias para enfrentá-lo. A taxa geral de fertilidade diminuiu de 4,01 para 1,45, e a expectativa de vida no nascimento e a expectativa de vida na terceira idade aumentaram de 59,40 para 78,45 anos e de 16,04 a 22,58, respectivamente. A proporção de pessoas com 60 e mais anos em Cuba é de 19,8%. O quadro de morbidade e mortalidade mudou de doenças infecciosas para doenças não transmissíveis. O envelhecimento em Cuba foi produzido pela redução sustentada da fertilidade e da mortalidade, e um saldo migratório negativo. O desafio da dependência da pessoa idosa e a necessidade de cuidados que eles requerem são discutidos. Além da conquista e da oportunidade de desenvolvimento representada por esse indicador demográfico, o envelhecimento da população constitui um desafio para o desenvolvimento e a saúde pública, para o qual foram estabelecidas políticas e estratégias abrangentes e intersetoriais destinadas a mitigar seus efeitos negativos.
adicionar en sua lista
5.

Consideraciones económicas sobre la salud pública cubana y su relación con la salud universal

Gálvez González, Ana María; González López, Roxana; Álvarez Muñiz, Manuel; Vidal Ledo, María Josefina; Suárez Lugo, Nery de la Concepción; Vázquez Santiesteban, Mayelín
| Idioma(s): Español
[RESUMEN]. Este trabajo expone, en el contexto de la estrategia de salud universal, algunas consideraciones generales y acciones económicas sobre el financiamiento, la eficiencia y otros desafíos económicos de la salud pública en Cuba. Se revisaron fuentes bibliográficas oficiales del estado cubano hasta 2015. Los análisis de series temporales se ajustaron a precios constantes de 1997 y tasa oficial de cambio: 1 peso cubano = 1 dólar estadounidense. El Sistema Nacional de Salud cubano cuenta con una infraestructura sólida, constituida por una amplia red de instalaciones sanitarias que garantizan la cobertura total, el acceso y la equidad en los servicios de la población con recursos humanos calificados. Se realizó un análisis económico bajo el marco conceptual de la estrategia de salud universal con énfasis en el financiamiento, la eficiencia y los desafíos de la salud pública cubana para mantener el derecho a la salud de sus ciudadanos, la equidad, cobertura y acceso en los servicios que se prestan, incluso la eliminación de las barreras económicas, socioculturales y de género, así como la solidaridad con la población cubana y del mundo. Se concluyó que en Cuba se considera la salud universal como una de sus más valiosas realizaciones, aunque se requiere del análisis más eficiente de fuentes fiables y disponibles, la investigación y aplicación de resultados a la práctica sobre las fortalezas y debilidades del sistema en materia de economía de la salud, actualización y uso de los recursos y tecnologías, así como profundizar en las lecciones aprendidas y enfrentar un conjunto de desafíos. [ABSTRACT]. This paper presents, in the context of the universal health strategy, some general considerations and economic actions on financing, efficiency and other economic challenges of public health in Cuba. Official bibliographic sources of the Cuban state were revised up to 2015. The analyses of time series were adjusted to constant prices of 1997 and the official exchange rate of 1 Cuban peso = 1 US dollar. The Cuban National Health System has a solid infrastructure, consisting of a wide network of health facilities that guarantee full coverage, access and equity in the services provided to the population through qualified human resources. An economic analysis was carried out under the conceptual framework of the universal health strategy, with an emphasis in financing, efficiency and challenges of the Cuban public health system to maintain the right to health of its citizens, equity, coverage and access to the services provided, including the elimination of economic, sociocultural and gender barriers, as well as solidarity with the Cuban population and the world. It was concluded that in Cuba, universal health is considered one of its most valuable achievements, although it is needed a most efficient analysis of reliable and available sources, research and application of results to practice on the strengths and weaknesses of the system regarding health economics, updating and a better use of resources and technologies, as well as deepening the lessons learned and facing remaining challenges. [RESUMO]. Este artigo apresenta, no contexto da estratégia da saúde universal, algumas considerações gerais e ações econômicas sobre financiamento, eficiência e outros desafios econômicos da saúde pública em Cuba. As fontes bibliográficas oficiais do estado cubano foram revisadas até 2015. As análises das séries temporais foram ajustadas aos preços constantes de 1997 e à taxa oficial de câmbio 1 peso cubano = 1 dólar norte-americano. O Sistema Nacional de Saúde cubano possui uma sólida infra-estrutura, constituída por uma ampla rede de instalações de saúde que garantem cobertura total, acesso e equidade nos serviços da população com recursos humanos qualificados. Uma análise econômica foi realizada no marco conceitual da estratégia de saúde universal que enfatizou o financiamento, eficiência e desafios da saúde pública cubana para manter o direito à saúde de seus cidadãos, equidade, cobertura e acesso no serviços prestados, eliminação de barreiras econômicas, socioculturais e de gênero; bem como a solidariedade com a população cubana e o mundo. Concluiu-se que, em Cuba, a saúde universal é considerada uma das suas conquistas mais valiosas, embora requer a análise mais eficiente de fontes confiáveis e disponíveis, pesquisa e aplicação de resultados para a prática dos pontos fortes e fracos do sistema em termos de economia da saúde, atualização e uso de recursos e tecnologias, além de aprofundar as lições aprendidas e enfrentando um conjunto de desafios.
adicionar en sua lista
6.

Consideraciones económicas sobre la salud pública cubana y su relación con la salud universal/ Economic considerations on Cuban public health and its relationship with universal health/ Considerações econômicas sobre a saúde pública cubana e sua relação com a saúde universal

González, Ana María Gálvez; López, Roxana González; Muñiz, Manuel Álvarez; Ledo, María Josefina Vidal; Lugo, Nery de la Concepción Suárez; Santiesteban, Mayelín Vázquez
| Idioma(s): Español
RESUMEN Este trabajo expone, en el contexto de la estrategia de salud universal, algunas consideraciones generales y acciones económicas sobre el financiamiento, la eficiencia y otros desafíos económicos de la salud pública en Cuba. Se revisaron fuentes bibliográficas oficiales del estado cubano hasta 2015. Los análisis de series temporales se ajustaron a precios constantes de 1997 y tasa oficial de cambio: 1 peso cubano = 1 dólar estadounidense. El Sistema Nacional de Salud cubano cuenta con una infraestructura sólida, constituida por una amplia red de instalaciones sanitarias que garantizan la cobertura total, el acceso y la equidad en los servicios de la población con recursos humanos calificados. Se realizó un análisis económico bajo el marco conceptual de la estrategia de salud universal con énfasis en el financiamiento, la eficiencia y los desafíos de la salud pública cubana para mantener el derecho a la salud de sus ciudadanos, la equidad, cobertura y acceso en los servicios que se prestan, incluso la eliminación de las barreras económicas, socioculturales y de género, así como la solidaridad con la población cubana y del mundo. Se concluyó que en Cuba se considera la salud universal como una de sus más valiosas realizaciones, aunque se requiere del análisis más eficiente de fuentes fiables y disponibles, la investigación y aplicación de resultados a la práctica sobre las fortalezas y debilidades del sistema en materia de economía de la salud, actualización y uso de los recursos y tecnologías, así como profundizar en las lecciones aprendidas y enfrentar un conjunto de desafíos. ABSTRACT This paper presents, in the context of the universal health strategy, some general considerations and economic actions on financing, efficiency and other economic challenges of public health in Cuba. Official bibliographic sources of the Cuban state were revised up to 2015. The analyses of time series were adjusted to constant prices of 1997 and the official exchange rate of 1 Cuban peso = 1 US dollar. The Cuban National Health System has a solid infrastructure, consisting of a wide network of health facilities that guarantee full coverage, access and equity in the services provided to the population through qualified human resources. An economic analysis was carried out under the conceptual framework of the universal health strategy, with an emphasis in financing, efficiency and challenges of the Cuban public health system to maintain the right to health of its citizens, equity, coverage and access to the services provided, including the elimination of economic, sociocultural and gender barriers, as well as solidarity with the Cuban population and the world. It was concluded that in Cuba, universal health is considered one of its most valuable achievements, although it is needed a most efficient analysis of reliable and available sources, research and application of results to practice on the strengths and weaknesses of the system regarding health economics, updating and a better use of resources and technologies, as well as deepening the lessons learned and facing remaining challenges. RESUMO Este artigo apresenta, no contexto da estratégia da saúde universal, algumas considerações gerais e ações econômicas sobre financiamento, eficiência e outros desafios econômicos da saúde pública em Cuba. As fontes bibliográficas oficiais do estado cubano foram revisadas até 2015. As análises das séries temporais foram ajustadas aos preços constantes de 1997 e à taxa oficial de câmbio 1 peso cubano = 1 dólar norte- americano. O Sistema Nacional de Saúde cubano possui uma sólida infra-estrutura, constituída por uma ampla rede de instalações de saúde que garantem cobertura total, acesso e equidade nos serviços da população com recursos humanos qualificados. Uma análise econômica foi realizada no marco conceitual da estratégia de saúde universal que enfatizou o financiamento, eficiência e desafios da saúde pública cubana para manter o direito à saúde de seus cidadãos, equidade, cobertura e acesso no serviços prestados, eliminação de barreiras econômicas, socioculturais e de gênero; bem como a solidariedade com a população cubana e o mundo. Concluiu-se que, em Cuba, a saúde universal é considerada uma das suas conquistas mais valiosas, embora requer a análise mais eficiente de fontes confiáveis e disponíveis, pesquisa e aplicação de resultados para a prática dos pontos fortes e fracos do sistema em termos de economia da saúde, atualização e uso de recursos e tecnologias, além de aprofundar as lições aprendidas e enfrentando um conjunto de desafios.
adicionar en sua lista
7.

El sector de la salud frente a los desastres y el cambio climático en Cuba/ The health sector in the face of disasters and climate change in Cuba/ O setor da saúde diante de desastres e mudanças climáticas em Cuba

Ridel, Guillermo Mesa; García, Joel González; Fernández, María Cristina Reyes; Cala, Duniesky Cintra; Rodríguez, Yudix Ferreiro; Lavastida, José Ernesto Betancourt
| Idioma(s): Español
RESUMEN Por su impacto sobre la salud humana y su capacidad para generar daños, los desastres son uno de los problemas globales que más preocupan a la comunidad internacional. Sin embargo, y pese a los esfuerzos realizados por numerosos sistemas de salud, aún no se ofrece la atención necesaria a la reducción de vulnerabilidades y la falta de estrategias que eviten o minimicen los riesgos. Por estar ubicada Cuba en una zona de peligro permanente de desastres, su sector de la salud ha logrado acumular una notable experiencia en cuanto a la gestión correctiva de los riesgos y el aseguramiento de escenarios futuros menos riesgosos, con la activa participación de la comunidad y un proceso planificado y organizado para enfrentar el impacto del cambio climático. En este trabajo se resumen algunas de estas experiencias y se describen los peligros, las vulnerabilidades y los riesgos de desastres en Cuba, su Sistema de Defensa Civil, y la planificación y la organización en el sector de la salud para la reducción de desastres, así como los principales efectos y desafíos del cambio climático en el sistema de salud. Las lecciones aprendidas y las buenas prácticas ratifican el papel determinante de los recursos humanos para reducir las vulnerabilidades; el mayor desafío es evitar o minimizar los riesgos, avanzar en la investigación y la preparación de los profesionales ante el cambio climático, y optimizar la organización de los sistemas y los servicios de salud del país. ABSTRACT Due to its impact on human health and its capacity to cause damage, disasters are one of the global problems that most concern the international community. However, and in spite of the efforts made by many health systems, the reduction of vulnerabilities and the lack of strategies to avoid or minimize risks have not received enough attention yet. As Cuba is located in an area of permanent danger of disasters, its health sector has accumulated considerable experience in the management of risks and in the assurance of less risky future scenarios, with active participation of the community and a planned and organized process to address the impact of climate change. This paper summarizes some of these experiences and describes the dangers, vulnerabilities, and risks of disasters in Cuba, its Civil Defense System, and planning and organization in the health sector for disaster reduction, as well as the main effects and challenges of climate change in the health system. Lessons learned and good practices support the key role of human resources to reduce vulnerabilities; the greatest challenges are to avoid or minimize risks, to advance research, to train professionals for climate change, and to optimize the organization of health systems and services in the country. RESUMO Devido ao seu impacto na saúde humana e na sua capacidade de causar danos, os desastres são um dos problemas globais mais preocupantes para a comunidade internacional. No entanto, e apesar dos esforços feitos por numerosos sistemas de saúde, a atenção necessária ainda não foi oferecida para a redução de vulnerabilidades e a falta de estratégias que evitem ou minimizem os riscos. Como Cuba está localizada em uma área de permanente perigo de desastres, seu setor de saúde acumulou uma experiência considerável no gerenciamento de riscos e na garantia de cenários futuros menos arriscados, com a participação ativa da comunidade e um processo planejado e organizado para enfrentar o impacto das mudanças climáticas. Este artigo resume algumas dessas experiências e descreve os perigos, vulnerabilidades e riscos de desastres em Cuba, seu Sistema de Defesa Civil e planejamento e organização no setor da saúde para a redução de desastres, bem como os principais efeitos e desafios das mudanças climáticas no sistema de saúde. As lições aprendidas e as boas práticas ratificam o papel determinante dos recursos humanos para reduzir vulnerabilidades; o maior desafio é evitar ou minimizar riscos, avançar pesquisa, preparar profissionais para mudanças climáticas e otimizar a organização de sistemas e serviços de saúde no país.
adicionar en sua lista
8.

Atención a la salud maternoinfantil en Cuba: logros y desafíos/ Maternal and child health care in Cuba: achievements and challenges/ Cuidados de saúde materno-infantil em Cuba: conquistas e desafios

Espinosa, María Cecilia Santana; Lauzurique, Mercedes Esquivel; Alcázar, Violeta Regla Herrera; Pacheco, Berta Lidia Castro; Lubián, María del Carmen Machado; Cala, Duniesky Cintra; Fumero, Roberto Tomás Álvarez; Teruel, Beatriz Marcheco
| Idioma(s): Español
RESUMEN En Cuba, la atención a la salud maternoinfantil se sustenta en la prioridad que le otorga el Estado, la ejecución del Programa Nacional de Atención Materno Infantil y la garantía de acceso equitativo a los servicios de salud. Este artículo describe la experiencia cubana en este campo, así como sus principales logros, desafíos y lecciones aprendidas. Entre los resultados más relevantes hasta el 2015 se encuentran la reducción de la mortalidad infantil y del menor de 5 años a 4,3 y 5,7 fallecidos por 1 000 nacidos vivos, respectivamente; supervivencia a los 5 años de 99,4%; más de 10 controles prenatales por parto; 5,3% de peso bajo al nacer; 99,9% de partos institucionales; y ser el primer país en validar la eliminación de la transmisión vertical del VIH y la sífilis congénita. Los principales desafíos son aumentar la tasa de lactancia materna exclusiva; reducir la anemia por déficit de hierro en niños y gestantes y el sobrepeso infantil; prevenir los accidentes; y reducir la mortalidad materna, la tasa de fecundidad en las adolescentes y el aborto voluntario. Entre las lecciones aprendidas se destacan la prioridad que el Estado otorga a la salud, la conducción programática de la atención maternoinfantil, la garantía de cobertura universal, la recolección sistemática de información para la toma de decisiones, la integración de los sectores y la participación social en la salud. Sostener y mejorar los resultados alcanzados contribuirá al cumplimiento de la Agenda de Desarrollo Sostenible para el 2030. ABSTRACT In Cuba, maternal and child health care is based on the priority granted by the State, the implementation of the National Maternal and Child Health Program and the guarantee of equitable access to health services. This article describes the Cuban experience in this field, as well as its main achievements, challenges, and lessons learned. Among the most relevant results up to 2015 are the reduction of infant mortality rate and under-five mortality rate to 4.3 and 5.7 deaths per 1 000 live births, respectively; 5-year survival of 99.4%; more than 10 prenatal check-ups per delivery; 5.3% of low birth weight; 99.9% of institutional births; and being the first country to validate the elimination of mother-to-child transmission of HIV/AIDS and congenital syphilis. The main challenges are to increase the rate of exclusive breastfeeding; to reduce anemia due to iron deficiency in children and pregnant women; to reduce overweight in children; to prevent accidents; and to reduce maternal mortality, adolescent fertility rate, and voluntary abortion. Among the lessons learned are the priority given by the State to health, the programmatic management of maternal and child care, the guarantee of universal coverage, the systematic collection of information for decision-making, the integration of sectors and social participation in health. Sustaining and improving the results achieved will contribute to the fulfillment of the Sustainable Development Agenda for 2030. RESUMO Em Cuba, os cuidados de saúde materno-infantil baseiam-se na prioridade concedida pelo Estado, na implementação do Programa Nacional de Saúde Materno-Infantil e na garantia de acesso equitativo aos serviços de saúde. Este artigo descreve a experiência cubana neste campo, bem como as principais conquistas, desafios e lições aprendidas. Entre os resultados mais relevantes até 2015 estão a redução da mortalidade infantil e mortalidade em menores de 5 anos para 4,3 e 5,7 mortes por 1 000 nascidos vivos, respectivamente; sobrevivência a 5 anos de 99,4%; mais de 10 exames pré-natal por nascimento; 5,3% do baixo peso ao nascer; 99,9% dos partos institucionais; e seja o primeiro país a validar a eliminação da transmissão materno-infantil de HIV/AIDS e sífilis congênita. Os principais desafios são aumentar a taxa de aleitamento materno exclusivo; reduzir a anemia devido a deficiência de ferro em crianças e mulheres grávidas e reduzir o excesso de peso infantil; prevenir acidentes; e reduzir a mortalidade materna, taxa de fertilidade adolescente e aborto voluntário. Entre as lições aprendidas estão a prioridade dada pelo Estado à saúde, a gestão programática dos cuidados materno e infantil, a garantia de cobertura universal, a coleta sistemática de informações para a tomada de decisões, a integração de setores e a participação social em saúde. Sustentar e melhorar os resultados obtidos contribuirá para o cumprimento da Agenda de Desenvolvimento Sustentável para 2030.
adicionar en sua lista
9.

Las transformaciones del Sistema de Salud Pública cubano/ The transformations of the Cuban Public Health System

Morales Ojeda, Roberto
| Idioma(s): Español
Las reformas de algunos sistemas de salud latinoamericanos permite comprobar que se experimentan significativas transformaciones, pero el alcance o no de los objetivos no se cristalizará en el corto plazo, porque las estrategias implantadas requieren de muchos recursos, voluntad política y tiempo para ser asimiladas y consolidadas en beneficio de la salud de la población. En Cuba la situación sanitaria antes de 1959 tenía el esquema de los países subdesarrollados, caracterizado por la prevalencia de enfermedades infectocontagiosas, saneamiento deficiente y viviendas insalubres, que, al sumársele el desempleo, el analfabetismo y el bajo ingreso económico por habitante, daban por resultado índices de morbilidad elevados y una alta mortalidad infantil, entre otros. Un sistema social como el que triunfó ese año en el país tenía que darle solución a estos problemas y necesidades masivas, lo que hizo proclive al sistema de salud para grandes transformaciones. Entre los años l959 y 1969 ocurrieron un grupo de hechos relacionados con los servicios de salud que respondían a decisiones tomadas para centralizar las funciones en un organismo nacional, esa fue una etapa de intensos cambios en el sector en la que se dictaron muchas e importantes medidas que favorecieron el fortalecimiento del sistema estatal de salud y la creación en 1970 del sistema único de salud, caracterizado por la descentralización de la gestión y la planificación centralizada, cobertura global y amplia, alta eficacia, participación social satisfactoria, económicamente sustentable y abierto a su perfeccionamiento constante. Los años 70 estuvieron dirigidos al establecimiento de un modelo de medicina en la comunidad con los programas básicos en las áreas de salud, orientados al control de riesgos. Un paso importante en esta década fue el desarrollo de la enseñanza superior dentro del propio sistema de salud, el avance en la asistencia hospitalaria, la ampliación del número de instituciones, el crecimiento de la colaboración internacional, el desarrollo de los programas de higiene y epidemiología y el incremento en la formación de especialistas. Durante los años de 1980 se avanzó en aspectos como el programa de atención integral a la familia, el fortalecimiento de la red de servicios hospitalarios, la introducción y extensión de altas tecnologías y la creación de centros de higiene y epidemiología, entre otros. Posteriormente, con la caída del campo socialista en 1990, el país se enfrentó a un cruento período especial y la salud pública cubana concentró sus esfuerzos principalmente en la preservación de las conquistas alcanzadas hasta ese momento. Para ello se trabajó en el perfeccionamiento de la atención primaria de salud, en la formación de los recursos humanos, en el mantenimiento de los indicadores sanitarios, la revitalización de programas contra enfermedades emergentes y reemergentes y en el desarrollo de directrices y lineamientos para alcanzar las metas del milenio. En la primera década del siglo XXI las líneas de trabajo en salud estuvieron dirigidas hacia el incremento de la colaboración médica internacional y el aporte económico de la salud pública a través de las misiones de cooperación internacional; se produjo una ampliación del proceso inversionista en hospitales, ópticas, farmacias y policlínicos, entre otros. Se potencializó el desarrollo de la tecnología de punta y la investigación. Igualmente se trabajó en un grupo de programas de salud, entre los que se encuentran el del perfeccionamiento de capital humano,el de genética y discapacitados, de transporte sanitario, creación y perfeccionamiento de las terapias intensivas municipales y los servicios de nefrología, hemodiálisis, cardiología, oftalmología y ortopedia. En el 2010, como parte del proceso que se sigue en el país para la actualización del modelo económico y social, se llevó a cabo por el Ministerio de Salud Pública (MINSAP), una evaluación de la organización del sistema de salud con el objetivo de reordenar los servicios médicos y garantizar su eficiencia y sostenibilidad, incrementar la calidad y satisfacción de los usuarios y mejorar el estado de salud de la población. Esta evaluación demostró la necesidad de hacer sostenible el proceso de transformaciones en el sector, así como la necesidad de elaborar e implementar líneas de acción y una estrategia científicamente fundamentada, dirigida a reorganizar los servicios de salud en correspondencia con el contexto económico, político, social y sanitario del país. La estrategia elaborada e implementada en el marco de la actualización del modelo económico cubano, ha dado respuesta a las necesidades del sector de la salud así como la posibilidad de alcanzar nuevos retos en el camino de elevar la calidad que lleve a una mayor satisfacción de la población cubana y mejor eficiencia del Sistema Nacional de Salud en Cuba(AU)
adicionar en sua lista
10.

Las transformaciones del Sistema de Salud Pública cubano/ The transformations of the Cuban Public Health System

Morales Ojeda, Roberto
| Idioma(s): Español
Las reformas de algunos sistemas de salud latinoamericanos permite comprobar que se experimentan significativas transformaciones, pero el alcance o no de los objetivos no se cristalizará en el corto plazo, porque las estrategias implantadas requieren de muchos recursos, voluntad política y tiempo para ser asimiladas y consolidadas en beneficio de la salud de la población. En Cuba la situación sanitaria antes de 1959 tenía el esquema de los países subdesarrollados, caracterizado por la prevalencia de enfermedades infectocontagiosas, saneamiento deficiente y viviendas insalubres, que, al sumársele el desempleo, el analfabetismo y el bajo ingreso económico por habitante, daban por resultado índices de morbilidad elevados y una alta mortalidad infantil, entre otros. Un sistema social como el que triunfó ese año en el país tenía que darle solución a estos problemas y necesidades masivas, lo que hizo proclive al sistema de salud para grandes transformaciones. Entre los años l959 y 1969 ocurrieron un grupo de hechos relacionados con los servicios de salud que respondían a decisiones tomadas para centralizar las funciones en un organismo nacional, esa fue una etapa de intensos cambios en el sector en la que se dictaron muchas e importantes medidas que favorecieron el fortalecimiento del sistema estatal de salud y la creación en 1970 del sistema único de salud, caracterizado por la descentralización de la gestión y la planificación centralizada, cobertura global y amplia, alta eficacia, participación social satisfactoria, económicamente sustentable y abierto a su perfeccionamiento constante. Los años 70 estuvieron dirigidos al establecimiento de un modelo de medicina en la comunidad con los programas básicos en las áreas de salud, orientados al control de riesgos. Un paso importante en esta década fue el desarrollo de la enseñanza superior dentro del propio sistema de salud, el avance en la asistencia hospitalaria, la ampliación del número de instituciones, el crecimiento de la colaboración internacional, el desarrollo de los programas de higiene y epidemiología y el incremento en la formación de especialistas. Durante los años de 1980 se avanzó en aspectos como el programa de atención integral a la familia, el fortalecimiento de la red de servicios hospitalarios, la introducción y extensión de altas tecnologías y la creación de centros de higiene y epidemiología, entre otros. Posteriormente, con la caída del campo socialista en 1990, el país se enfrentó a un cruento período especial y la salud pública cubana concentró sus esfuerzos principalmente en la preservación de las conquistas alcanzadas hasta ese momento. Para ello se trabajó en el perfeccionamiento de la atención primaria de salud, en la formación de los recursos humanos, en el mantenimiento de los indicadores sanitarios, la revitalización de programas contra enfermedades emergentes y reemergentes y en el desarrollo de directrices y lineamientos para alcanzar las metas del milenio. En la primera década del siglo xxi las líneas de trabajo en salud estuvieron dirigidas hacia el incremento de la colaboración médica internacional y el aporte económico de la salud pública a través de las misiones de cooperación internacional; se produjo una ampliación del proceso inversionista en hospitales, ópticas, farmacias y policlínicos, entre otros. Se potencializó el desarrollo de la tecnología de punta y la investigación. Igualmente se trabajó en un grupo de programas de salud, entre los que se encuentran el del perfeccionamiento de capital humano, el de genética y discapacitados, el de transporte sanitario, creación y perfeccionamiento de las terapias intensivas municipales y los servicios de nefrología, hemodiálisis, cardiología, oftalmología y ortopedia. En el 2010, como parte del proceso que se sigue en el país para la actualización del modelo económico y social, se llevó a cabo por el Ministerio de Salud Pública (MINSAP), una evaluación de la organización del sistema de salud con el objetivo de reordenar los servicios médicos y garantizar su eficiencia y sostenibilidad, incrementar la calidad y satisfacción de los usuarios y mejorar el estado de salud de la población. Esta evaluación demostró la necesidad de hacer sostenible el proceso de transformaciones en el sector, así como la necesidad de elaborar e implementar líneas de acción y una estrategia científicamente fundamentada, dirigida a reorganizar los servicios de salud en correspondencia con el contexto económico, político, social y sanitario del país. La estrategia elaborada e implementada en el marco de la actualización del modelo económico cubano, ha dado respuesta a las necesidades del sector de la salud así como la posibilidad de alcanzar nuevos retos en el camino de elevar la calidad que lleve a una mayor satisfacción de la población cubana y mejor eficiencia del Sistema Nacional de Salud en Cuba(AU)
Resultados  1-10 de 710